lunes, 4 de julio de 2016

Bautizo de Carmelo Araque Camacho


Texto y Fotografías:© DOLORES DE LARA

Un angelito glotón, en esta ocasión, revolucionó con su llanto la parroquia de Santa Catalina de La Solana (C. Real), el día de su bautismo. Y es que no estaba previsto en el guión que la falta de alimentación, una teta o un biberón que llevarse a la boca, produjera en este casi recién nacido una llorera de tal calibre.

Carmelete Araque Camacho, un bebé tranquilo y tragóncete, lo pasó fatal. No con el agua bendita del río Jordán cuando el sacerdote lo derramó sobre su linda cabecita, que sería lo más natural, sino con la falta de la nutritiva leche de su mamá: María Dolores Camacho de Lara.

María Dolores, ¿cómo te has portado tan duramente con Carmelete? No sabes que las manchas se limpian y el hambre no tiene espera.

Menos mal que ahí estaba el feliz papá, Carmelo Araque, que como si de un deportista de élite se tratara portó no una antorcha sino la simbólica vela que todo lo ilumina para bien, y puso la cordura entre bebé y mamá.

Todo pasó y todo terminó felizmente. Y para celebrar tan hermoso día, todos los invitados nos encaminamos al Hotel Restaurante La Casota, propiedad de los abuelos paternos de la criatura,  situado en la coqueta Plaza Mayor de esta bella localidad, donde ricos manjares esperaban: rico queso de la casa, como no podía ser de otra manera, de la marca La Casota; jamón ibérico de calidad; cordero lechal al horno, para chuparse los dedos y exquisito marisco: centollos, cigalas, gambas,… y ostras. ¡Ostras que rico estaba todo!

El punto y final lo puso la tarta, una exquisita y exclusivista tarta con el escudo merengue y la imagen del recién bautizado: Carmelo Araque Camacho.



No hay comentarios :

Publicar un comentario en la entrada