miércoles, 2 de junio de 2010

ACTO DE ENTREGA TROFEOS FERIAS AMERICANAS 2010

.
CÍRCULO TAURINO
AMIGOS DE LA DINASTÍA BIENVENIDA

Gabinete de Prensa Círculo Bienvenida
Fotografías: ©Dolores de Lara
Madrid, 2 de Junio de 2010

El Juli, Perera, El Fandi, Manzanares, y Martín Campuzano Ganadores de “Las Fábulas Taurinas”
.
Otros Premios: Esplá, Oliva Soto, Ambel Posada, César Vanegas y Fabio Castañeda
.
Ganaderías: Huagrahuasi y Triana / Trinidad y Concepción / La Ahumada/ Rancho Grande / Los Ramírez

Otro año más el Círculo Taurino Amigos de la Dinastía Bienvenida, inmerso en el ambiente taurino de la Feria de San Isidro, ha reunido en los salones del hotel “Rafael-Ventas, de Madrid, a sus socios y amigos en un almuerzo de fraternidad hispano americano para hacer entrega de los trofeos otorgados a los triunfadores de las ferias de Quito y Riobamba, en Ecuador, Lima en Perú, y de las venezolanas de Mérida, San Cristóbal,y Valencia.

La tradicional presencia y actividad del Círculo Bienvenida en estas ferias, se incrementa año tras año cumpliendo su objetivos de divulgación y fomento de los valores que sustentan la Fiesta Nacional desde el prestigio de la histórica dinastía torera de Bienvenida.

Foto de familia de todos los premiados

El anuncio por Juan Lamarca, vicepresidente 1º, de la nueva fundación en la ciudad de Caracas de otra asociación Bienvenida en la capital de Venezuela, supuso una enorme satisfacción entre los asistentes, y más al conocer que unos de los primordiales objetivos fijados es la recuperación para la fiesta brava, con la celebración de corridas de toros, del Nuevo Circo de Caracas, plaza histórica inactiva hace años y que habiendo sido reformada y reinaugurada recientemente, recae sobre ella la prohibición municipal de festejar toros.

Volviendo al acto, se lamentó las ausencias de José María Manzanares, convaleciente de intervención quirúrgica que le impidió actuar en la Feria de San Isidro, y de El Fandi por motivo de su actuación ayer mismo en la feria de su Granada natal.

No obstante, los tres trofeos correspondientes al diestro alicantino los recogió en su nombre su director de comunicación José Ramón Lozano, un número uno, a su vez, de la fotografía taurina.

Nuestro socio Luis Perals tuvo el honor de hacerse cargo del “La Fábula de Mérida” conquistada por su admirado amigo El Fandi.

El ganador de “la Fábula de Quito”, Julián López “El Juli” recibió el trofeo de manos de Juan Lamarca, recordando la figura Ángel Luis Bienvenida como uno de los primeros partidarios de lujo que tuvo en sus comienzos. Así mismo destacó la labor desempañada por el Círculo Bienvenida en América, expresando su gratitud por el premio otorgado, y por tratrse, precisamente, de una feria como la “Jesús del Gran Poder” de Quito, con la que se siente tan identificado y unido a la afición ecuatoriana; extremo este que corroboró y alabó el empresario de Citotusa Pablo Martín Berrocal, con emotivas palabras al torero madrileño y su segundo patria, Ecuador.

Miguel Ángel Perera, fue el ganador indiscutible de “La Fábula Taurina” de Lima, de la Feria del “Señor de los Milagros” –también obtuvo el codiciado Escapulario-, y tuvo la satisfacción de que un aficionado de categoría, un partidario leal, en definitiva un fiel amigo como Juan Antonio Gómez Angulo, le hiciera entrega del prestigioso trofeo.

Con especial agrado se escucharon las palabras del grandioso torero extremeño al manifestar el calor y apoyo que siente en aquellas plazas americanas cuando se encuentra con caras amigas como los miembros del Círculo Bienvenida, a los que reconoce su pasión por la fiesta y el empeño demostrado en su defensa y divulgación.

El joven torero ecuatoriano Martín Campuzano no pudo trasladarse a España en esta ocasión tan deseada por él, para seguir saboreando las mieles de su triunfo en la ecuatoriana feria de Riobamba, capital del Chimborazo. Pero en su nombre compareció el socio del “corazón partido”, ya estimado como hispano-ecuatoriano, Fernando Herrero, para hacerse cargo de la escultura que simboliza “La Fábula Taurina” , que trajo los ecos del indulto del toro de “Trinidad” que lidió, y Don Fernando Caramunt se le entregó inmerso en otros ecos, los de su “toricuarto”, que le da título a su último libro próximo a publicar.

Hermosos, ilustrados y gráficos diplomas de la importante imprenta taurina “MT”, así como bellos grabados –la lidia eclesiástica- del afamado pintor Vicente Arnás, constituyeron los restantes trofeos.

Uno de ellos con la imagen de un “monseñor en banderillas”, fue el del Premio “Bienvenida” a la Torería, para Luis Francisco Esplá por su sublime actuación en la feria del Sol de Mérida –aún se recuerda también su magistral conferencia en la Cátedra de Tauromaquia dirigida por el eximio Fortunato González-. Esplá no pudo recogerlo personalmente –un hijo es un hijo, y la preparación de Alejandro para su próxima alternativa le tiene a jornada completa-, pero allí estuvo otro artista universal, de mármol y cincel, para hacerlo en su nombre de manos del mecenas José María Moreno Bermejo, un Colombí/Bienvenida.

El camero del bronce Oliva Soto mostró su especia ltorería fuera de la plaza al recibir otro Premio “Bienvenida” a su torería en el ruedo de Riobamba. Con gusto se lo entregó nuestro secretario, el ilustre penalista José Ramón García que ayer, precisamente, cumplió su sueño de pisar el albero de Las Ventas; no fue de luces pero sí ataviado con el típico traje de mulillero, brida en mano de las mulillas de Fontecha. Su novedosa condición fue legitimada por el abrazo del mulillero por antonomasia, el histórico José Antonio Tamayo, dando la alternativo a al “mulicantano”. Con el buen humor que preside nuestros actos, alguien sugirió que los dos se podrían dar una vuelta por Moncloa para hacer un último servicio de arrastre.

También dejó huella en la riobambeña feria del “Señor del Buen Suceso” la actuación del extremeño Ambel Posada, premiada con el “Pepe Bienvenida” a la mejor estocada, que se lo entregó el Director dela Escuela de Tauromaquia de Madrid, Felipe Díaz Murillo.Similar premio fue el que le correspondió al matador de Seboruco, César Vanegas, por su gran estocada en la Feria del Sol de Mérida.

El Presidente, Fernando Claramunt (dcha.), y el Vicepresidente del Círculo Taurino 'Amigos de la dinastía Bienvenida', Juan Lamarca (izq.), arropan a los matadores y novilleros premiados en esta edición









.

No hay comentarios :

Publicar un comentario en la entrada